placeholder
Redacciones Quito y Guayaquil
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si 0
No 0

El acuerdo con la UE abre mercados a los exportadores

El cierre del acuerdo comercial con la Unión Europea (UE) abre posibilidades para concretar nuevos convenios con otros países y bloques.

El pasado 17 de julio terminó el proceso de diálogo entre el país y la comunidad europea. El documento contiene lineamientos para el manejo de accesos a bienes agrícolas e industriales, propiedad intelectual, compras públicas, etc.

Cristian Espinosa, quien ha participado en procesos de negociación del país, asegura que previo al cierre del diálogo con Europa algunos países habían manifestado que tenían expectativas sobre los resultados del mismo, ya que esto marcaría la pauta para trabajar con Ecuador.

"Les daría una buena o mala señal para avanzar en negociaciones. El Gobierno, tengo entendido, debe decidir cuál hoja de ruta es la que piensa seguir".

Espinosa comenta que, el pasado martes, el ministro de Comercio Exterior, Francisco Rivadeneira, indicó, en una reunión que mantuvo con empresarios de diferentes sectores, que entre los países con los que Ecuador apunta a cerrar otro acuerdo comercial está Canadá, con el cual ya tienen una cooperación avanzada, lograda en los últimos años.

Ya en mayo del 2012 el Gobierno había anunciado que Canadá estaba en la hoja de ruta para emprender negociaciones. Supuestamente, en esos meses se iba a realizar la propuesta para el caso, pero hasta la fecha no se ha conocido si se logró y por qué no han habido avances.

Una de las expectativas de Canadá es ingresar con inversiones en sectores estratégicos, así como también acceder a productos ecuatorianos como camarón, banano, pescado, entre otros rubros.

Roberto Aspiazu, director ejecutivo del Comité Empresarial Ecuatoriano (CEE), asegura que, en efecto, Canadá es un mercado potencial, pero que el Gobierno también está apuntando hacia otros países como los del bloque regional Efta (European Free Trade Association, por sus siglas en inglés).

Este grupo, conocido como la Asociación Europea de Libre Comercio, incluye a Islandia, Liechtenstein, Noruega y Suiza. Tiene acuerdos con la UE, a la que no pertenecen sus miembros; así como también con Chile, Colombia y Perú.

Como documentos bases para negociar con ellos se encuentran los acuerdos que firmaron los andinos con este bloque y el que concretó Ecuador con la UE. De hecho, el país ya había tenido acercamientos en años anteriores con Suiza.

En el 2011, el ahora ministro Rivadeneira y el canciller, Ricardo Patiño, viajaron a Berna, donde tuvieron reuniones y recibieron la apertura para un acuerdo comercial en el marco del Efta.

Más al oriente, el país busca concretar acuerdos con Corea del Sur y Japón. Según Aspiazu, también se estaría tomando en cuenta a China, sin embargo, tendría que ser un convenio limitado por el riesgo que supone para las empresas.

Para empresarios como Daniel Legarda, vicepresidente de la Federación Ecuatoriana de Exportadores (Fedexpor), la posibilidad de nuevos acuerdos no es el único beneficio que puede generar el cierre de la negociación con los europeos.

La atracción de inversiones es otro de los beneficios para el país, ya que lo negociado brinda seguridad jurídica para ingresar en diferentes sectores. Las empresas europeas podrían llegar para dar apoyo a exportadores, a través del mecanismo 'join venture'; también podrían arribar para dar apoyo tecnológico.

En el marco de los sectores estratégicos hay el interés de ingresar al país en diversos sectores. Sin embargo, según Roberto Betancourt, jefe negociador ecuatoriano, "el Estado decidirá en cuáles áreas podrán participar las firmas europeas que califiquen... los sectores estratégicos requieren de inversiones, tecnología y financiamiento".