placeholder
Redacción Quito
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si 0
No 0

Los amantes de la aventura se integran en la red social

La curiosidad por la práctica sobre los deportes de aventura hizo que María Belén Quintana buscara empresas que ofertaran este tipo de servicios.

Esta quiteña, de 25 años de edad, encontró en Facebook a Rafting Ecuador. Esta página pertenece a Barefoot Expeditions, una operadora turística, que entre sus servicios cuenta con viajes para practicar rafting en los ríos ecuatorianos.

“Me contacté con ellos por medio de la red social. Me interesó un viaje que realizaban al río Toachi (Santo Domingo de los Tsáchilas); por esta razón, decidí ir, fue una gran experiencia”, dice Quintana.

La promoción en redes sociales se convirtió en la principal plataforma para concretar negocios de Barefoot Expeditions, un emprendimiento con enfoque turístico que inició en el 2005, en Quito.

Diego Altamirano junto a su socia y esposa, Kerstin Heydecker, de origen alemán, crearon el negocio. En el 2010 decidieron cerrar sus oficinas, para cambiar su estrategia de ventas y reducir costos.

En esa época, ellos debían cubrir gastos por el arriendo de un local, servicios básicos y honorarios para una secretaria, que en total ascendía a USD 750 mensuales. Ahora, trabajan desde su casa, ubicada en el sector de Bellavista (norte de Quito). Toda la promoción de sus viajes, eventos y paquetes turísticos lo hacen por medio de Facebook, Twitter y su página web.

Altamirano es guía de rafting y kayak desde que estudiaba en la universidad, en 1997. Estos conocimientos le servirían para crear el emprendimiento.

Barefoot Expeditions inició con una inversión de USD 9 000. Esta cantidad se utilizó para comprar equipos, como: botes, chalecos salvavidas y cascos. Además, realizaron los trámites legales para registrar su marca y crear la página web de la empresa.

En promedio, cada semana, esta firma realiza entre tres o cuatro viajes para practicar rafting; este es el tour con mayor demanda. En temporada alta, de junio a septiembre, llegan a cinco semanales. En el 2010, la iniciativa facturó USD 101 000. Mientras que el año pasado fueron USD 105 818.

Aunque su público objetivo son extranjeros provenientes de EE.UU. y Europa, desde hace dos años se han sumado turistas nacionales, aficionados a la aventura. Manuel Christian Reiss, de Berlín (Alemania), realizó un tour a Galápagos y a la ciudad de Tena. Comenta que se enteró de estas opciones en Facebook y Twitter.

Ahora, Barefoot ha ampliado su oferta. En su catálogo, el turista nacional y extranjero encuentra más deportes de aventura, como ciclismo, andinismo, climbing y trekking. También ofrecen tours a la Amazonía ecuatoriana y Galápagos.

Al momento la empresa trabaja con cuatro guías turísticos para los diferentes viajes. Altamirano se encarga de su dirección y supervisión.