placeholder
Los estudiantes y docentes trabaja en la sala y cabina de grabación de la carrera de comunicación social. Foto: Fabián Maisanche / Líderes

Los estudiantes y docentes trabaja en la sala y cabina de grabación de la carrera de comunicación social. Foto: Fabián Maisanche / Líderes

Audiolibro para personas con discapacidad visual

5 de diciembre de 2017 19:14

Los audiolibros para personas con discapacidad visual se graban en el laboratorio de radio de la carrera de comunicación social de la Facultad de Jurisprudencia y Ciencias Sociales de la Universidad Técnica de Ambato (UTA).

Los 36 estudiantes del cuarto semestre de la institución, con el apoyo del docente Byron Naranjo, realizan el proyecto de vinculación, que inició el año pasado.

Ellos graban los textos de educación general básica que utiliza el Ministerio de Educación para la formación de niños en el país.

El material de las cátedras de Estudios Sociales, Lenguaje, Matemáticas y ciencias naturales sirve a los estudiantes con discapacidad visual para reforzar la preparación que reciben en entidades educativas o institutos especializados de Tungurahua.

“La idea surgió ante la necesidad de las personas con discapacidad para acceder al material adecuado para su preparación”, comenta el catedrático, que dicta materias como producción de radio.

En las bibliotecas de la Universidad y Facultad hay una limitación al contar con pocos textos en braille o en audio. “Se encontró algunos audiolibros pero la interpretación no es adecuada y se escucha de manera literal”, dice.

El trabajo de los alumnos se desarrolla en el aula y en el laboratorio de radio de la carrera, ubicados en el campus de Huachi Chico, al sur de Ambato. Los estudiantes conformaron grupos por cada una de las materias, realizan una lectura comprensiva del texto y un guión para leerlo en la cabina.

Naranjo recomienda a los alumnos que entiendan que con su trabajo pueden permitir que las personas con discapacidad visual aprendan. “Sus limitaciones pueden ser superadas con estos libros”, asegura Naranjo.

Carol Carvajal, Jéssica Rojas, Érika Mera, Lizbeth Pérez y Jéssica Chiguano son las encargadas de producir el audiolibro de Lenguaje. Las jóvenes aplicaron las técnicas de locución, vocalización, dicción e impostación.

En las citas previas a la grabación acordaron que debían hacer adecuaciones a los textos para que se puedan leer con facilidad.

Pérez explica que el material está elaborado para todos los estudiantes que tienen discapacidad visual. “Una compañera en el colegio tenía está limitación pero con la ayuda de las amigas del curso se logró superar esta dificultad. Los audiolibros son una herramienta que le permitirá avanzar en sus estudios”, cuenta la joven.

Las alumnas tienen las fotocopias de los libros y cada una de ellas está rayada o coloreada con diferentes pinturas. “Es una bonita experiencia que va a beneficiar a los chicos en su aprendizaje”, sostuvo la estudiante Carvajal.

Los audiolibros serán entregados al final del ciclo académico a la biblioteca general y de la Facultad para que sean reproducidos.

En el mundo, los audiolibros ofrecen un práctico soporte de lectura para adultos mayores o con deficiencias visuales. Pueden llevarse a donde sea.