placeholder
Rafael Luque es el creador de Tipti, una aplicación móvil que atiende en Quito, Guayaquil y pronto en Cuenca. Foto: Vicente Costales / LÍDERES

Rafael Luque es el creador de Tipti, una aplicación móvil que atiende en Quito, Guayaquil y pronto en Cuenca. Foto: Vicente Costales / LÍDERES

Las compras personalizadas desde una ‘app’

7 de noviembre de 2017 17:21

Hace dos años que a Rafael Luque, guayaquileño radicado en Quito, se le ocurrió emprender un negocio para atender al público milenial (personas entre los 20 y 30 años) con poco tiempo y poca experiencia en la tarea de hacer compras.

“Los jóvenes hoy en día trabajan y no tienen tiempo, a veces trabajan y estudian o tal vez no saben cuál es la mejor carne para freír”, explica Luque.

Así nació la aplicación móvil gratuita Tipti (Tiempo para ti), que en un mes, desde su lanzamiento para Quito y Guayaquil, ya ha registra cerca de 24 000 descargas.

Se trata de un servicio de asistencia de compras personalizado, que surgió con una inversión que bordea los USD 350 000. Luque explica que le tomó un año y medio de investigación.

Detrás de la aplicación en la que los clientes pueden elegir entre más de 10 000 productos de supermercado y de tiendas especializadas, está un equipo de 10 personas que se encarga de hacer las compras por el usuario.

En Tipti los llaman ‘shoppers’ y cada uno puede atender hasta 14 pedidos secuenciales de clientes en un día. Luque adelanta que en noviembre la ‘app’ estará disponible también en Cuenca, por lo que en seis meses el número de ‘shoppers’ se duplicará.

“Nuestros ‘shoppers’ son chefs que van a la tienda y eligen lo mejor para el cliente. Si otras aplicaciones no han tenido éxito ha sido porque no hay ese elemento de conocimiento”, dice.

Luque comenta que lo que hace diferente a la ‘app’ es que los usuarios tienen la opción de interactuar con sus ‘shoppers’ para especificar detalles o incluso, para aprobar cambios en la compra de productos.

Añade que todos los ‘shoppers’ son milenials. “No puedo atender milenials sin conocerlos”.
Saidy Larrea, de 24 años, es una de las ‘shoppers’. Ella se graduó de la carrera de Gastronomía en la Universidad San Francisco y cuenta que sus conocimientos le ayudan a asesorar mejor a los clientes. “Podemos comunicarnos con los clientes y atender sus preferencias. En promedio hacemos compras de 30 a 40 artículos”.

Luque explica que además de los productos de supermercado, existen tiendas de productos de mascotas y de belleza. Las compras que se hacen en supermercado y requieren del conocimientos de gastronomía de los ‘shoppers’ tienen un recargo de USD 6 por pedido.

Mientras que las compras que se hacen en las otras tiendas tienen un recargo de USD 2,50.
Por ejemplo, si el cliente pidió en la ‘app’ un producto de presentación mediana, pero en el supermercado solo hay uno de tamaño grande, el ‘shopper’ podrá consultarle al cliente si prefiere hacer el cambio.

Cristina Espinoza, clienta frecuente, dice que desde que conoció de Tipti la usa cada semana. “Me gusta sobre todo que los chicos que hacen las compras siempre saben dar solución a los requerimientos”, indica.

En esta primera etapa los creadores de la aplicación trabajan con seis tiendas pequeñas o de conveniencia, un supermercado,una tienda de delicatesen, una de belleza y dos de artículos para mascotas. En los próximos meses se sumarán más.