Redacción Guayaquil
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si 0
No 0

Una dinámica para visualizar soluciones

Martha trabaja en una empresa multinacional hace 20 años. Es gerenta general y está encargada de las operaciones de aquella firma en Ecuador. Hace dos años, uno de los accionistas abandonó la empresa y le propuso emprender un nuevo proyecto. Ella decidió no aceptarlo. A los pocos meses, la ausencia de aquel ejecutivo se hizo evidente y ella no se sentía a gusto. Incluso consideró jubilarse.

En una charla de Liderazgo Sistémico y Constelaciones Organizacionales, dictada el 23 de mayo y organizada por la empresa Talent Manager, Martha confesó sentirse "atada emocionalmente a la empresa". Añadió que no está de acuerdo con la nueva administración.

Sus dudas se reflejaron, y se cuestionó: ¿cómo saber lo que realmente quiere? La mujer compartió con otras 17 personas diferentes dinámicas para analizar las opciones que ella tendría frente a esta disyuntiva. Analizó los posibles escenarios a los que se enfrentaría, en el caso de decidir continuar en la empresa o desvincularse. Al final de la sesión, Martha lucía confundida. Sus pensamientos ya no eran los mismos, pero tenía más claro lo que realmente quería.

Las constelaciones organizacionales son una forma de consulta, un diagnóstico, para tomar decisiones en el interior de una organización.

Cecilio Fernández, constelador organizacional con 10 años de experiencia y quien fue el facilitador del encuentro, explica que aunque el método contribuye a resolver problemas y conflictos en una empresa, no es una solución. "No funcionamos como un consultor que da opiniones sobre un tema, sino (actuamos) como facilitadores para que el cliente sea quien tome una decisión".

Fernández aclara que la decisión de cambiar o resolver algo radica en las personas. Por ejemplo, cita una situación común entre empresarios: "si mañana tienes una pequeña reunión con alguien y estás nervioso, existe mucha información que conoces de esa persona, pero que está en un nivel inconsciente. Con una constelación se puede acceder a esa información y durante la reunión ya podemos gobernar de una u otra manera".

Este método surgió en Alemania en 1995. En España, Portugal y México es muy utilizado y en Ecuador se espera que tenga aceptación.

En las situaciones en que se necesita confidencialidad, es posible utilizar esta metodología solo con la presencia del involucrado sin incluir a más personas. Existen casos en que ni el constelador ni los representantes saben cuál es el problema, así explica Fernández.

En el caso de Martha, solo ella sabía qué opciones tenía en su vida y no reveló en qué empresa labora. Pese a ello, el constelador hizo la dinámica.

Los resultados de una constelación organizacional son parte de un proceso interno de la persona que se pueden evidenciar en días o en meses. Según Fernández, esta metodología puede resolver problemas, como por ejemplo, ¿por qué la empresa no se desarrolla o pierde clientes?, sus problemas laborales...

Las constelaciones deben ser desarrolladas inicialmente por los mandos superiores. La duración de una jornada de 'autoevaluación' va entre 30 y 90 minutos. "En una constelación se mueven muchas cosas dentro de las personas y es bueno arreglar estas cosas antes de volver a tomar otra", comenta el experto.

Una constelación organizacional es considerada como una herramienta de alto impacto en los individuos. Además, analiza el sistema organizacional y pone en evidencia aspectos positivos y negativos de los colaboradores de la empresa.

Las charlas deben ser dirigidas por profesionales y personal calificado. Fernández comenta que se debe mantener distancia entre la familia y el trabajo. "No debemos exponer al cliente a emociones personales, pues puede involucrarlas con su actividad dentro de la empresa".

El método en detalle Bert Hellinger.  Este fue uno de los primeros en desarrollar la metodología de las Constelaciones Familiares, que luego se usó como base para las Constelaciones Organizacionales.

Los facilitadores.  La organización Talent Manager otorga la certificación Systemic Managenment y Constelaciones Organizacionales para consteladores profesionales.

Los tipos de constelaciones:  Existen además de las organizacionales las de tipo familiar. En ambas se busca rescatar el sentido de pertenencia del individuo hacia la familia u organización. Adicionalmente, se visualizan posibles soluciones a los problemas.


El Especialista
ARTURO CASTILLO
Motivador y prof. de técnicas psicorrelajantes

Los seres humanos tenemos una extraordinaria capacidad para hacer de las cosas más simples algo intrincado y complejo. Un buen ejemplo de ello es la especulación teórica en torno al trabajo. Efectivamente, el acto sencillo de trabajar necesita de ‘coaching’, ‘counceling’, ‘mentoring’, ‘consulting’, ‘feedback’, ‘training’, ‘advising’, ‘therapy’, constelaciones organizacionales; programación neurolingüística, inteligencia emocional, por solo mencionar unas pocas tendencias.

Este arsenal de técnicas obedece a una sola expectativa: productividad. Se busca que los individuos rindan al máximo, que las empresas rindan al máximo. Sin embargo, el asunto no es tan sencillo, ya que los trabajadores presentan tenaz resistencia; no están dispuestos a convertirse en máquinas.

El método llamado Constelaciones Organizacionales cree tener la respuesta para algunos dilemas empresariales. Sostiene que las personas y las organizaciones obedecen a dinámicas que se traducen en determinadas actitudes.

Aunque el abordaje de esta técnica no es claramente terapéutico, sus postulados aluden a hechos psicológicos, como la identidad, la pertenencia, el intercambio de emociones y afectos, la capacidad para interactuar... Plantea el crucial tema de las jerarquías, a partir de la antigüedad dentro de la organización. De otra parte, la comprensión sistémica de la empresa, el hecho de concebirla como un organismo vivo, implica que todo es absolutamente posible, para bien y mal.

Otro aspecto es el paralelismo entre familia y empresa, aunque se establecen   diferencias puntuales. Hay que recordar, sin embargo, que Constelaciones Organizacionales tuvo su origen en el tratamiento terapéutico de la familia.

Desde esta perspectiva, es fácil darse cuenta de la complejidad del asunto, pues significa lidiar con la historia que todo sujeto lleva a una empresa. Y la complejidad radica en que la organización se esfuerza en convertir la singularidad de cada individuo en un hecho colectivo.

Los expertos en Constelaciones Organizacionales aconsejan su utilización con otras técnicas, como el ‘counceling’. Lo único cierto es que nada hay comparable a la alegría de trabajar, a la capacidad de amar lo que se hace.