Juan P. Naranjo y Carolina Jaramillo, en La Caprichosa, La Floresta (centro-norte de Quito); donde se venden sus marcas. Alfredo Lagla / Líderes
Redacción Quito (I)
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si 1
No 0

El diseño y lo urbano se unen en dos marcas

Diseños originales, colores vivos y telas de alta calidad es lo que buscaban Carolina Jaramillo y Juan Pablo Naranjo para sus marcas de ropa.

Y así lo hicieron. En el 2012, Jaramillo, diseñadora de modas, lanzó su marca de ropa para mujer Petunia. Su portafolio incluía 'leggins', vestidos, 'tops', entre otras prendas. Para lograrlo, invirtió unos USD 5 000, que destinó a la adquisición de materiales para la confección, imagen de la marca, entre otros.

En ese entonces, sus canales de distribución eran ferias de diseñadores independientes, bazares, etc. Jaramillo señala que su público objetivo son mujeres de clase media-alta, sobre todo jóvenes, que buscan diseños alternativos y exclusivos.

También define a su marca como "divertida, cómoda, retro y muy femenina".

Pero hace un mes, ella se asoció con Juan Pablo Naranjo, su novio, para crear Kamikaze, una línea de ropa para hombre. Naranjo, diseñador gráfico, comenta que en el mercado nacional no existe una oferta de indumentaria para hombre, "porque no tienen mucho de donde escoger, a menos que busquen algo tradicional en el centro comercial".

Por ello, invirtieron unos USD 3 000 para colocar en el mercado la primera colección de la marca, que consta de camisetas y 'hoodies' (chompas con capucha).

Al mes, estas dos marcas facturan unos USD 400 y 500, en los meses de menor demanda, y cuando asisten a ferias el monto puede ascender a 1 200.

Gina Navas, fotógrafa, es una de las clientas de Petunia. Ella comenta que adquiere las prendas desde hace un año y destaca su calidad y los diseños. En ello coincide Galo Enríquez, diseñador gráfico y cliente de Kamikaze.

Las prendas

La materia prima. Las camisetas son de tela de algodón importado.

La manufactura. Los diseños los realizan Jaramillo y Naranjo; la confección, costureras de la ciudad.

Nuevos productos. En las próximas semanas incluirán diseños elaborados por sus clientes.