placeholder
Redacción Quito
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si 0
No 0

En España valoran el diseño de sus muebles

Una misión comercial que se truncó representó una oportunidad para la empresa ecuatoriana Hogar 2000. Hace cerca de un año, representantes de la compañía de muebles españoles Logos llegaron al Ecuador para una reunión de negocios.

Pero ese encuentro no se cumplió, cuenta Ibon Sudupe, representante de la compañía española que tiene su sede en el País Vasco. "Entonces contactamos con Alejandro Maldonado, el fundador de la compañía ecuatoriana. Sabíamos de la empresa. Conocimos su planta de producción y vimos que se trataba de una empresa de muebles de alto nivel".

Así surgió la alianza que mantienen estas dos empresas fabricantes de muebles. Maldonado y su hija Diana recuerdan que un técnico de Logos visitó la fábrica de la empresa para conocer la maquinaria y el modelo de trabajo de Hogar 2000, firma que factura alrededor de USD 7 millones al año.

De eso ya han pasado 10 meses. La alianza contempla tres fases: la primera implica un acuerdo comercial en la que Hogar 2000 exhibe y comercializa mobiliario de Logos. Luego vendrá una etapa de asesoramiento técnico, de compartir tecnología. Y la tercera etapa implica la producción en serie de muebles de Logos, prevista para el 2015.

Sudupe sostiene que la idea es expandirse hacia la región, a países como Colombia, Perú y otros. "Produciendo en la planta de Hogar 2000 evitamos los costos que Logos tendría que asumir si trajéramos los muebles directamente desde España".

El representante de la firma vasca agrega que también existe el plan de mejorar la eficiencia en la producción de Hogar 2000. "Para eso habrá que unificar piezas y procesos de producción".

La historia de la empresa ecuatoriana se remonta a 1979. Ese año Maldonado fundó Hogar 2000 (la comercializadora) y Muepramodul (la fábrica). "Desde el principio el enfoque fue producir muebles modulares para cocinas, clósets y baños, pensando en estratos socioeconómicos medio y alto".

Al principio, el negocio caminó sin problemas. Eran muebles novedosos y casi no había competencia en el mercado, señala el fundador.

Uno de los desafíos para la empresa fue entre 1998 y el 2000, con la crisis económica que vivió Ecuador. "Allí tuvimos una gestión acertada y realizamos nuestra primera exportación para un campamento en Cuba, en donde equipamos cerca de 100 casas. El sucre se devaluaba y negociamos en dólares".

Esa experiencia fue clave para que la empresa se mantenga a flote. La firma también ha exportado sus diseños a Bolivia y a Colombia. En este último país trabaja en la actualidad con proyectos y pedidos de clientes puntuales. Ahora, con la alianza, Hogar 2000 se alista para un nuevo desafío empresarial.