La UTEG, que está en la categoría B, cumple este mes de junio 15 años de funcionamiento. Empezó como un instituto. Fotos: Gabriel Proaño / LÍDERES

La UTEG, que está en la categoría B, cumple este mes de junio 15 años de funcionamiento. Empezó como un instituto. Fotos: Gabriel Proaño / LÍDERES


Washington Paspuel  (I) [email protected]
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si 2
No 1

Los estudiantes aprenden con la práctica comunitaria

7 de June de 2015 15:46

Los proyectos se relacionan con el emprendimiento y el apoyo en la creación de microempresas en grupos de moradores en la Universidad Tecnológica Empresarial de Guayaquil (UTEG). El centro de estudios cumple 15 años.

Los alumnos de las carreras de Marketing, Finanzas, Comercio Exterior, Puertos y Telecomunicaciones de la Universidad Tecnológica Empresarial de Guayaquil (UTEG) saben que una equilibrada combinación de estudios y prácticas relacionadas con su especialización, los preparará mejor para su vida laboral.

Los alumnos de estas tres carreras técnicas colaboran desde el 2014 con la organización sin fines de lucro ADRA. Lo hacen en el proceso de capacitación a un grupo de madres de familia de sectores populares de Guayaquil.

La capacitación es parte de los programas de vinculación con la comunidad, que la UTEG mantiene actualmente. Sin embargo, el que se ejecuta con las madres de familia es uno de los que mayor aporte ha logrado, por su impacto entre los destinatarios de la capacitación. “Se trata de un programa de emprendimiento microempresarial, cuyo propósito es que la madres de familia aprendan a crear una microempresa al final de la ejecución del proyecto”, refiere Mara Cabanilla, vicerrectora de la universidad, cuya sede principal se ubica en la ciudadela Urdesa, en el norte de Guayaquil.

Las madres también participarán en cursos de autoestima y valores, con énfasis en honradez, responsabilidad, integridad, confianza y orden. Este proyecto se concentró en mujeres propietarias de pequeños negocios. A ellas se les dio el asesoramiento para que, por ejemplo, le pusieran marca a su producto, y que los oferten con una presentación más atractiva. Las primeras mujeres capacitadas consiguieron luego agruparse ­para formar microempresas.

Este proyecto de vinculación se ejecuta en diferentes etapas, y en total han participado alrededor de 220 estudiantes universitarios.

Otra propuesta de vinculación se consolidó a través de la participación de docentes y estudiantes de la UTEG, en un programa radial que se emite todos los sábados por la mañana. En el espacio radial sabatino, los profesores y los alumnos desarrollan temas relacionados con el emprendimiento, ofrecen ‘tips’ sobre cómo acometer en un nuevo negocio o cómo mejorar el actual, y realizan análisis de ejemplos reales de emprendimientos locales y de casos mundiales exitosos.

El programa radial se nutre también de expositores invitados, entre ellos, de exalumnos que ya han formado sus propios emprendimientos. “Siempre buscamos que haya esta conexión con la vida real, con las empresas, con el trabajo, con actividades con las que nuestros estudiantes se van a enfrentar. Buscamos que el emprendimiento sea una opción; la primera que tenga el alumno que está en la UTEG y luego cuando salga de ella”, indica Cabanilla.

Leonardo Chérrez, estudiante de segundo año de la carrera de Ingeniería Portuaria y Aduanera, espera vincularse pronto a uno de los proyectos que la universidad mantiene con la comunidad. El alumno oriundo de la provincia de Santa Elena ya tuvo su primera práctica laboral en una firma de asesoramiento a otras empresas en temas medioambientales.

Como parte de sus prácticas estudiantiles, dio charlas en varias ciudades sobre la importancia del cuidado del medioambiente. “Gracias a la experiencia que ganamos en las prácticas y en la vinculación con la comunidad, los jóvenes podremos llegar con un mejor perfil a las empresas”, considera el universitario.

Otras actividades de la UTEG de vinculación con la comunidad es un programa de desarrollo empresarial en el sector textil.

También ejecuta un plan de incubación de emprendedores, que busca detectar a los alumnos con mayores aptitudes. A ellos se le conmina a presentar una idea de negocios, y luego se los impulsa a que su propuesta se desarrolle y se concrete en una empresa real.

La UTEG, que nació en 1996 en Guayaquil como un instituto de Comercio, cumple este mes de junio 15 años. Como parte de sus actividades conmemorativas, las autoridades han programado charlas y exposiciones relacionadas con el emprendimiento.

Hoy, por ejemplo, se inaugura en su campus una feria de emprendedores, con una serie de charlas con expertos. Esta se extenderá hasta el 13 de junio. El miércoles 17 se realizará un curso sobre las empresas familiares, con expositores internacionales.