Redacción Quito
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si 4
No 0

Ilepsa S.A. del cañaveral dio el salto a la industria licorera

El aguardiente que se producía en los cañaverales ecuatorianos, hasta 1956, se entregaba en su totalidad al Estado. No fue sino hasta la presidencia de Camilo Ponce Enríquez, quien gobernó desde 1956 hasta 1960, que los cañicultores obtuvieron independencia para producir y comercializar este licor por su cuenta Fue en ese marco que un gremio de 65 cañicultores de Pichincha vieron la oportunidad de asociarse para crear su empresa. Con un capital de 688 814 sucres, fundaron la Industria Licorera Embotelladora de Pichincha S.A. (Ilepsa), el 16 de noviembre de 1959, cuando el dólar cotizaba entre 15 y 18 sucres. Es decir cerca de USD 45 000.

Ilepsa comenzó a producir los aguardientes ‘Traguito’ y ‘Gallito’, que hasta hoy son la insignia de esta empresa.

“En la década de 1970, para tener una idea, Ilepsa vendía un promedio de dos millones de botellas de aguardiente al año”, asegura. Ese nivel de producción se mantuvo hasta finalizar la década de la década de 1990, según Alberto Tamariz, gerente de Ilepsa.

Los cañicultores buscaron diversificar su línea de productos. Así, en el 2004 lanzaron al mercado una línea de licores dulces. Amaretto, Triplesec, Menta, Curacao, Durazno, Café, Cacao y Lemonchelo fueron los ocho sabores que comercializaron bajo la marca Barman.

Al mismo tiempo ofrecía los aguardientes Traguito, Mayorca Gallito, Chulla Quiteño, Seco y Volteado, y whisky Squires. Todos estos se ofertaban a escala nacional para el consumidor de un segmento socio económico medio y bajo.

El primer canal de distribución utilizado fueron licoreras, distribuidores y tiendas de barrio. “Ahora solo distribuimos en las tiendas con autorización. Eso redujo el margen de distribución”.

Adicionalmente, los impuestos se elevaron junto con los insumos necesarios para fabricar el licor. “En el 2000, el Impuesto a los Consumos Especiales (ICE) por cada botella de licor era de USD 0,07; ahora una botella de aguardiente paga USD 1,82 por ICE. Si hace unos años una botella de ‘Traguito’ costaba USD 3, ahora cuesta USD 4,50.

Como una estrategia para seguir compitiendo, en el 2011 Ilepsa formó una alianza con la comercializadoras Pay Pag, para la elaboración de productos de exportación. En esta asociación, Ilepsa se encarga de la producción y Pay Pag de la comercialización.

Como resultado de este acuerdo, en el 2012 se lanzó al mercado Piña Colada y en enero de este año comenzó la distribución de licores como las cremas de Caramelo, Café y Cacao bajo la marca Caribbean’s Island que actualmente se exporta a Colombia, Chile, Venezuela...

El 98% de los insumos son de producción nacional. La crema de leche que utiliza Ilepsa, por ejemplo, es proporcionada por la Pasteurizadora Quito y el alcohol etílico lo proveen Codana y Soverat.

Con Codana llevan más de 20 años de relación comercial. A esta empresa le compra cerca de 10 000 litros de alcohol etílico al mes. “Ilepsa maneja un producto de excelente calidad, por eso mantenemos una relación comercial tan larga”, asegura Alberto García, gerente de Codana. Una opinión similar mantiene Daniel Jerves, representante de Soverat, que también les provee de alcohol etílico, desde hace una década. “Ilesa es uno de nuestros mejores clientes. Mantenemos muy buenas relaciones”.

La producción

El personal.  Más de 300 personas trabajan para esta empresa ubicada El Inca y 10 de Agosto, en el norte de Quito.

Líneas de producción.  Ilepsa cuenta con tres líneas de producción: el aguardiente, las cremas de licor y productos lácteos para la preparación del mismo.

Capacidad. La fábrica de procesamiento de esta empresa tiene capacidad para producir hasta 300 litros de crema de licor por hora.