Redacción Quito
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si 11
No 4

Inaexpo: Palmito y alcachofa, sus productos estrella para el menú en 27 países

Inaexpo es parte de Pronaca y nació en 1992, para comenzar con la fase exportadora del grupo. En esa época, las principales exportaciones del país eran banano, café, cacao y camarón. Entonces, para diversificar el mercado, la firma le apuntó al palmito y en 1994 exportó el primer contenedor de ese producto, en su mayoría a Argentina.

El proyecto fue desarrollado en Santo Domingo de los Tsáchilas, ya que esa provincia reunía las condiciones climáticas y el tipo de suelo, era apto para el cultivo. Para empezar, los técnicos de Inaexpo tomaron el ejemplo de Costa Rica.

En esa época, la tendencia de los países exportadores de palmito era explotar la selva. Inaexpo cambió esas prácticas y creó cultivos monitoreados por ellos.

La firma arrancó con 75 personas y una inversión de USD 250 000. Con el dinero se adquirió una finca de 250 hectáreas (ha) y en 70 ha se plantó palmito. Allí se construyeron laboratorios para mejorar el producto. Hoy, Inaexpo exporta a 27 países en América, Asia, África y Europa.

Según Gonzalo Moya, gerente general , la firma tiene como filosofía de crecimiento la inclusión de agricultores integrados que son socios estratégicos. Es decir, la empresa tiene contratos firmados con los agricultores de Santo Domingo, para que siembren palmito y que sus plantaciones provean del 100% de la materia prima a la empresa. Además, ellos se encargan de guiar al agricultor en toda la cadena de producción. Así, en 1993, la firma obtuvo una producción de 200 ha.

20 años después, la compañía dispone de tres fincas propias que suman 450 ha. De 200 ha y ocho agricultores que empezaron con el proyecto, ahora se cultiva en 7 000 ha y 192 agricultores están integrados. Gracias a eso, el año pasado exportaron 1 100 contenedores, dice Moya.

En el 2006, la firma amplió su portafolio y empezó a exportar alcachofa. Invirtió USD 3 millones para abrir un centro de operaciones en Puembo, oriente de Quito e incorporó plantas de tratamiento de agua, infraestructura para el manejo de cultivos, una fábrica de producción y tecnología para eliminar los desperdicios. En la producción de alcachofa la firma no tiene fincas propias. Al igual que en el palmito buscó la integración. El año pasado la firma envió 300 contenedores al exterior, en su mayoría, a los EE.UU.

La crisis de Argentina, en el 2001, fue un problema que afectó a la empresa. En ese año, ese país era el principal destino de sus exportaciones. Cuando terminó la convertibilidad, un peso era igual a un dólar, y ese mercado se devaluó. “Ellos compraban 900 contenedores de palmito al año, pero de la noche a la mañana adquirieron 100”, explica Moya.

Como estrategia, la empresa se hizo cargo del 100% de la producción. La recuperación del golpe, en las arcas en la firma, demoró tres años para estabilizarse.

Jorge Negrete Ontaneda es un agricultor integrado y estuvo en el momento de la crisis. Él tiene cultivos de palmito desde 1994 y recuerda que cuando Argentina tuvo problemas, Inaexpo no detuvo la compra de la producción de la zona.

Juan Carlos Ponce también está integrado desde hace 5 años. Tiene tres ha de alcachofa y destaca el apoyo técnico que recibe de la firma. Explica que el pago por su producción siempre es oportuno.

El insignia

'Aquí se valora el esfuerzo de todos'

Gustavo Játiva / colaborador

Yo fui parte del equipo inicial que conformamos la compañía Inaexpo. Comencé como coordinador del Proyecto en 1993, cuando empezó la parte industrial. Luego fui gerente industrial de la compañía. En el 2000 me colocaron como gerente de Operaciones y ahí me hice cargo de la parte agrícola e industrial.

Hoy soy gerente de Producción de Negocios Internacionales. Me encanta trabajar en esta empresa, ya que se rescatan los valores de integridad, responsabilidad, lealtad y solidaridad. Esas virtudes se contagian a nuestros consumidores, colaboradores, proveedores y socios.

Además, una de las cualidades de esta empresa es que se preocupa por su talento humano y nos permite realizar carrera en la firma y así lograr un sentimiento de pertenencia de Inaexpo.