placeholder
Diana León y Pablo Román lanzaron La Bodega, donde se encuentran productos infantiles y de uso familiar. Foto: Diego Pallero / LÍDERES

Diana León y Pablo Román lanzaron La Bodega, donde se encuentran productos infantiles y de uso familiar. Foto: Diego Pallero / LÍDERES

Al ser padres visualizaron un emprendimiento

10 de enero de 2017 11:59

Tener un bebé y no disponer de tiempo para comprar todo lo que necesita fue una realidad que vivieron Pablo Román y Diana León, cuando residían en México. En ese país descubrieron servicios en línea para hacer sus pedidos de artículos infantiles.

Al al regresar al Ecuador no encontraron algo similar, por lo que la idea de implementar este negocio surgió de su propia necesidad.

Así nació LaBodega, un negocio en línea, que ya tiene dos años en el mercado. Allí los padres pueden encontrar pañales, alimentos, ropa, juguetes, artículos de limpieza y demás. El comprador solo debe seleccionar su producto y la forma de pago, para recibirlo en un plazo de 24 a 48 horas en las principales ciudades del país, y hasta en cinco días para las localidades más alejadas.

Si bien el fuerte del negocio ha sido la línea de bebés, el escuchar a sus clientes le ha dado a La Bodega la retroalimentación necesaria para ampliarse al segmento de útiles escolares y de artículos de limpieza para el hogar.

La mayoría de sus compradores son mujeres en el rango de los 18 a 35 años, apegadas a la tecnología, según comenta Román, gerente General de La Bodega.

Este negocio se inició con una inversión de USD 50 000 y con la promesa de ofrecer lo que se tiene realmente en ‘stock’, por lo que se han podido diferenciar y agilitar el proceso de entregas, que ya suman alrededor de 200 cada mes. La perspectiva para 2017 es llegar a triplicar las entregas.

Por el momento, no se puede hablar de que la empresa genere utilidades, pues lo que ingresa de las ventas se reinvierte en producto, en personal y sobre todo en seguridades para la tienda en línea. Dentro de esto último está disponer de seguridad para los pagos, prevención de ‘hackeos’, discreción de datos, etc.

Actualmente están trabajando con 14 proveedores nacionales de todo tipo de productos, a los que se suman siete pequeños emprendimientos aliados, además de otros que están en proceso de desarrollo.

Paulina Echeverría es parte de esta alianza, con la venta de un cereal natural para niños, libre de gluten y lactosa. “La Bodega es el aliado perfecto porque ellos también están pensando en el tiempo de las madres y la familia”, explica Echeverría al señalar que ambos emprendimientos coinciden en dar comodidad a los clientes y ofrecer productos sanos.

León, directora Creativa de la pequeña empresa, señala que están interesados en impulsar estos negocios porque se sienten identificados, y con ello pueden ayudar a los emprendedores a acceder a al mercado nacional y ofrecer más variedad. Como parte de esta idea, está impulsar en 2017 diversos servicios complementarios, como por ejemplo, personas que ayudan al cuidado del hogar durante los primeros meses tras el nacimiento de un bebé, niñeras a domicilio con personal certificado, organización de reuniones como babyshower, etc.

Otros aliados indirectos del emprendimiento son las redes sociales, ya que a través de Facebook y Whatsapp generan con sus clientes una atención personalizada, pese a ser un servicio que vende en línea, dando asesoría sobre los productos, las promociones, etc.