placeholder
El mercado cambiario de Argentina cierra una semana marcada por el fin de cuatro años de restricciones para la compra de divisas extranjeras, que ha provocado, en un solo día, una devaluación del 42%. Foto: EFE

El mercado cambiario de Argentina cierra una semana marcada por el fin de cuatro años de restricciones para la compra de divisas extranjeras, que ha provocado, en un solo día, una devaluación del 42%. Foto: EFE

Leve recuperación de peso argentino en medio de temor por inflación

18 de diciembre de 2015 19:47

El peso argentino recuperó parte del terreno cedido en la víspera en la fuerte devaluación de más del 40% que generó la eliminación de las restricciones al mercado de cambios local, al bajar hoy, 18 de diciembre del 2015, un 3,5% la cotización del dólar a 13,60 pesos.

El mercado único de libre cambio cerró la semana con pocas operaciones, mientras que en el paralelo la divisa norteamericana se ubicó en 14,20 pesos. En tanto, el índice líder de la Bolsa de Comercio de Buenos Aires, el Merval, se desplomó un 4,47% a 11.404,55 puntos, en su séptima caída consecutiva desde la asunción de Mauricio Macri a la presidencia el pasado 10 de diciembre.

El riesgo del traspaso a los precios de la devaluación que desató el fin de las restricciones a las operaciones con el dólar, que generaron un desdoblamiento del mercado con brechas con la cotización paralela que llegaron por momentos hasta por encima del 60%, profundizó la preocupación sobre un alza de la inflación.

El jefe de Gabinete, Marcos Peña, alertó hoy que el Gobierno no será "tolerante con la especulación a costas de la gente". En determinados precios de la canasta básica "ha habido un exceso de reacción en algunos casos por incertidumbre y en otros por especulación", señaló Peña, quien planteó la posibilidad de que se abra la importación en algunos sectores, como en el de la carne, para abastecer el mercado interno con precios más bajos.

El jefe de Gabinete reiteró el objetivo de "cuidar el bolsillo de los trabajadores y las fuentes de empleo" pese a que el nuevo Gobierno halló "una economía muy desordenada y muy mal manejada" por la anterior administración de la peronista Cristina Fernández de Kirchner (2007-2015).

"En enero vamos a trabajar en una agenda conjunta entre trabajadores, empresariados y el Estado en el desafío de una economía más fuerte y más sana", anticipó el ministro coordinador, en referencia al acuerdo económico y social que buscará el Gobierno para mantener bajo control los precios.