Redacción Quito
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si 3
No 1

Estas mermeladas tienen sabores amazónicos

Bajo la premisa de que "lo exótico está de moda", Leonidas Jaramillo y José Antonio Proaño buscaban un producto para iniciar su emprendimiento. Estos jóvenes, de Guayaquil y Quito, se graduaron de ingenieros agrónomos de la Universidad San Francisco de Quito, el año pasado, y buscaban iniciar su empresa.

Empezaron a experimentar con mermeladas de sabores no convencionales, como rosas, cedrón, entro otros. Pero finalmente se decidieron por frutos de la Amazonía ecuatoriana, específicamente de Orellana. Guayaba, cocona, arazá, borojó y café arábigo fueron las materias primas escogidas para sus mermeladas.

Con los frutos definidos comenzaron la constitución de la compañía. Así, en agosto del año pasado nació Asesoagro S.A. Para la producción realizaron una alianza con Agroindustria Gamboína de la provincia de Orellana, dirigida por el Vicariato de Aguarico.

El acuerdo consiste en capacitación, asesoría y supervisión por parte de Asesoagro S.A., a cambio de la producción de las mermeladas.

Luego de definir a los proveedores, buscaron una marca. La alternativa que más les gustó fue Waiqu, que significa cocina en quechua. Desarrollaron los logotipos e invirtieron USD 4 000 para sacar al mercado sus productos.

En diciembre del año pasado salió a la venta Waiqu. Los canales de distribución son Delicatessen Federer, El Español, La Suiza, Sal & Pimienta del Hilton Colón.

Desde diciembre, la facturación promedio mensual es de USD 2 000. Cuentan con todos los registros sanitarios y con el sello "Hecho en Ecuador".

María Fernanda Roldán, una quiteña especialista en temas de responsabilidad social, cuenta que probó las mermeladas de Waiqu. Ella las recibió como un regalo y quedó "fascinada" con el sabor cítrico del arazá. Por ello, también regaló este producto a amistades en Navidad.