Carolina Enríquez (I) Redacción Quito / LÍDERES
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si 3
No 0

Empleo precario para los jóvenes en América Latina

Los jóvenes de América Latina enfrentan condiciones laborales precarias: poca cobertura en seguridad social, dificultad en el acceso a derechos laborales, etc.

A esta conclusión llegó la Organización Internacional del Trabajo (OIT), luego de un estudio que realizó con relación al 'trabajo decente' en la región.

Dicho documento establece que en la región hay 108 millones de jóvenes entre 15 y 24 años, de los cuales más de la mitad tiene un empleo informal. Esto le representa ingresos bajos, inestabilidad laboral, desprotección, violación de los derechos laborales, entre otros.

Para Gerhard Reinecke, especialista en políticas de empleo de la OIT, la falta de experiencia, la formación académica, las condiciones socioeconómicas de desigualdad, etc., son algunos de los factores que impactan en los jóvenes.

Este grupo en condiciones de informalidad, ante la falta de oportunidades, desarrollan -dice el estudio-, sus propias microempresas, son trabajadores por cuenta propia o laboran con su familia. No obstante, hay quienes trabajan en empresas formalmente constituidas que, sin embargo, no les ofrecen las condiciones de estabilidad y protección social -esto impacta a un grupo importante de jóvenes que labora en estas firmas-.

En Ecuador, según la OIT, el empleo informal ataca a más del 60% de los jóvenes. Con ello concuerdan dirigentes de los trabajadores como Edwin Bedoya, quien fue representante de este segmento ante el Consejo Nacional de Salarios.

Él sostiene que la necesidad de acceder a un empleo empuja a los jóvenes a aceptar trabajos en condiciones precarias. "Antes de que haya regulaciones, las primeras condiciones de informalidad se vivían al hacer pasantías. Allí ni se les pagaba a las personas y hasta hacían actividades que no les correspondía", dice.

Ahora se han reforzado los controles, tanto para pasantías como para empleos formales. Sin embargo, Bedoya asegura que como ciertas empresas no quieren cumplir con las normas, dejan de contratar; otras lo hacen, pero ofrecen empleos en condiciones precarias que se aceptan.

Ante ello, el Frente Unitario de Trabajadores incluyó en su proyecto de Código de Trabajo la obligatoriedad de pago de pasantías y de afiliación y cumplimiento de derechos para personal joven. Mientras que en las propuestas a incluir, en un borrador de proyecto de Código del Trabajo elaborado por el Gobierno, se estableció que las empresas no exijan certificación de experiencia para los jóvenes que buscan trabajo y que cumplan todos los derechos laborales.

Para Reinecke, si bien esto podría considerarse como una contratación artificial de los jóvenes, si nace de un consenso con el sector empleador, podría ayudar a que las condiciones laborales para esta fuerza de trabajo sean óptimas.

Pero esta mejora va de la mano con una mejor situación económica. Los datos de la OIT muestran que los jóvenes más ricos acceden en mayor grado a protección en seguridad social, mientras que en el caso de los más pobres la situación es menos favorable.

Ante esta situación tanto la entidad como gobiernos, empleadores y trabajadores se han planteado la necesidad de aplicar más políticas públicas que permitan la reducción de la informalidad, algo que afecta a los países del área andina.

Los jóvenes y la región

El desempleo. Entre el 2005 y el 2011 el desempleo de los jóvenes entre 15 y 24 años se redujo de 16,4% al 13,9%. Si bien la reducción de empleo es positiva, la tasa de desempleo juvenil triplica la del desempleo adulto, según la OIT. De hecho, los jóvenes desempleados representan más del 40% del total de desempleados de toda la región.

Las mujeres. En el caso de las mujeres jóvenes, la tasa de desempleo a nivel regional alcanzó el 17,7%, comparado con un 11,4% de los hombres jóvenes.

El empleo. Los jóvenes empleados laboran, según las notas sobre trabajo decente de la OIT, en actividades relacionadas con el comercio (con mayor grado), con los servicios e industrias.