placeholder
Con esta nueva forma de hacer negocios se  gestiona el ámbito económico, social y ambiental. En el país hay avances.

Con esta nueva forma de hacer negocios se gestiona el ámbito económico, social y ambiental. En el país hay avances.

La RSE pasó a ser un nuevo espacio de acción empresarial

15 de noviembre de 2017 13:35

La responsabilidad social empresarial (RSE) era un concepto casi inexistente hace 20 años, en el Ecuador. Con el tiempo, esas tres palabras se convirtieron en una suerte de sinónimo de vinculación con la comunidad y de la oportunidad de fortalecer los negocios, tomando en cuenta a empleados, clientes , proveedores, accionistas y más actores vinculados con una empresa.

La responsabilidad social es, en pocas palabras, una nueva forma de hacer negocios donde se gestiona tanto el ámbito económico, social y ambiental.

En Ecuador, el concepto empezó a tomar fuerza hace unos diez años aproximadamente y se viene consolidando poco a poco.

Las empresas, en especial las grandes, tienen más claro el camino a seguir en esta materia. Ciertas firmas ya cuentan con departamentos dedicados exclusivamente a promover la RSE, así como personal especializado en el tema. Además, elaboran cada año sus memorias de sostenibilidad en las que detallan las acciones en favor de sus públicos.

Para las pequeñas y medianas empresas, el tema aún no está tan desarrollado. Por su naturaleza las prioridades son otras, aunque es grato encontrar casos de empresas, de distintos tamaños, que ya hablan del tema y que se preocupan de controlar los impactos que causan en la sociedad.

Los expertos en la materia consideran que el crecimiento de la sostenibilidad va a ser natural en función de las necesidades de cada grupo de interés, de cada empresa y sus impactos en la sociedad. La clave es pensar en que la RSE es una inversión de largo aliento.SPgB