Guido Varela es ingeniero comercial de la Universidad Técnica Federico  Santamaría de Valparaíso (Chile).  MBA en Administración de empresas de la misma casa de estudios

Guido Varela es ingeniero comercial de la Universidad Técnica Federico Santamaría de Valparaíso (Chile). MBA en Administración de empresas de la misma casa de estudios. Foto: Cortesía Guido Varela

Carolina Enriquez
redaccion@revistalideres.ec (I)
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si 2
No 0

Guido Varela: Las tiendas empiezan a tecnificarse

28 de abril de 2020 11:06

Guido Varela es el director de la Red Ecuatoriana de Tenderos habla sobre la situación del sector en el primer mes de emergencia sanitaria. Asegura que hay apertura de este tipo de negocios para digitalizarse. Una ‘app’ permitirá, a futuro, que hagan pedidos en línea a las fábricas.

Luego de completarse el mes de emergencia por el covid-19, ¿qué balance hace usted del sector de tiendas?

Nadie estaba preparado para una situación de estas características. La realidad es que los hogares y las tiendas se abastecieron antes de que se anuncien las restricciones. Eso llevó a que durante la primera semana se haya vivido una relativa tranquilidad. Los ciudadanos no tenían la necesidad de correr a la tienda de la esquina porque contaban con productos. Luego empezamos a detectar que muchas tiendas comenzaron a cerrar por miedo al contagio.

¿Qué hicieron?

Ante esa alerta, en la Red Ecuatoriana de Tenderos comenzamos a conversar con dueños de tiendas y fabricantes sobre la situación. Básicamente llegamos a la conclusión de que el problema podía generar un desabastecimiento en las siguientes semanas. En ese momento se activó una alarma. Hablamos con el ministro de la Producción, Iván Ontaneda, para articular políticas. Hicimos propuestas y recomendaciones.

¿Cuáles?


Que se creara un comité para evitar el desabastecimiento. A los dos días que se presentó este planteamiento se conformó este grupo compuesto por delegados de las industrias, de los municipios, de las gobernaciones, del Comité de Operaciones de Emergencia (COE), del Ministerio de la Producción, de la Red, etc. Tenemos claro que la tienda de barrio es la columna vertebral del abastecimiento del país y de la seguridad alimentaria; es la que alimenta a los hogares. Entre el 15% y el 20% de los productos que se fabrican se venden en los supermercados y el resto en las tiendas.

Conforme pasaron los días, ¿cómo se abastecieron las tiendas que aún operaban?


Luego de la primera semana se coordinó para que no haya desabastecimiento. Debo decir que en ese tiempo se generaron problemas de descoordinación, propios de la emergencia. No se lograba que muchos camiones llegaran con productos a los mercados para satisfacer la demanda. El 80% de las tiendas se abastecen en los mercados, principalmente mayoristas. No todas las compañías de consumo masivo llegan directamente a las tiendas de barrio.

¿Cómo se resolvió el tema?

Se organizaron a los mercados para que el tendero encuentre los productos y haya condiciones de salubridad. Los productos tenían que seguir distribuyéndose a todo el país. Hasta ahora estamos en el proceso para que las cosas mejoren. Con menor abastecimiento hubo ciertos problemas.

¿Cuáles?

Hubo un incremento de precios. No había la suficiente oferta y había exceso de demanda. El tendero compró caro y terminó vendiendo caro al consumidor. Fue producto de eso, de logística. Ahora estamos mucho mejor, no puedo decir perfectos.

A pesar de que se están resolviendo estos problemas, todavía existen denuncias de incrementos de precios.

No estamos igual en abastecimiento como hace más de un mes. Otro problema que hay para abastecerse completamente es que hay industrias que están conectadas y casos en que se rompe esa cadena. Por ejemplo, había una alta demanda de arroz pero no había fundas para empacar porque la planta no podía operar. Hasta que se articulen bien las cosas va a haber desabastecimiento, con sus consecuencias (en precios) por oferta y demanda. No puedo decir que no existan personas, serán muy pocas, que estén subiendo precios por especulación.

En estos momentos, ¿de cuáles productos todavía no pueden abastecerse con normalidad las tiendas?


Principalmente perecibles (vegetales, frutas, etc.). Más allá de esto, la emergencia ha evidenciado la importancia de las tiendas dentro de la economía del país.

De los 130 000 negocios de este tipo que existen a escala nacional, ¿cuántos están cerrados todavía?

Al cumplirse el mes de la emergencia (viernes 17) calculamos que solo en Guayaquil el 60% de las tiendas seguía cerrado, en otras ciudades el 40%. No son datos exactos, pero estamos mejorando en el monitoreo. Buscamos soluciones para lograr la reapertura de la mayor cantidad.

¿Qué tipo de soluciones?

Mejorar los temas de abastecimiento, dar seguridad, entregar información de medidas de bioseguridad, ofrecer facilidades para la operación, etc. Dentro de pocas semanas estamos por salir con la app del tendero. Se trata de una aplicación para que los fabricantes entren en contacto con la tienda de barrio. A través de la georreferencaición, las empresas podrán saber qué local está abierto y darle cobertura.

¿En qué fase están antes de su operativización?

Este momento estamos sumando la mayor cantidad de empresas de consumo masivo para que cuando el tendero se baje la app encuentre una oferta surtida y pueda hacer pedidos. Con esto estamos entrando de lleno en la tecnificación de las tiendas de barrio, proceso en el que la Red viene trabajando hace cuatro años.

¿El consumidor también podrá hacer pedidos?

Existe la idea de que el consumidor pueda hacer un pedido. Ahora estamos aprendiendo todos sobre la jugada. Aplicar este mecanismo va a estar de la mano con el hecho de que el tendero pueda dar dicho servicio. Todos vamos a evolucionar. Son soluciones no inmediatas, pero que se están dando muy rápidamente.

¿Cuándo estaría disponible este servicio?


Desde el día uno de la emergencia le sugerimos al tendero que dé su celular para que vía whatsapp la gente le haga pedidos. No es algo que se ha masificado. En estratos medio y medio alto, sin embargo, ya existía desde antes. Otra opción para los tenderos ha sido la herramienta que lanzó el gobierno llamada Tu tienda cerca.

¿Qué problemas hay para la masificación del servicio?

No toda la gente tiene plan dedatos o Internet permanente. En niveles populares, además, la cercanía con la tienda es otra. También están los costos que representa dar el servicio a domicilio. Alguien lo tiene que asumir y el margen de los tenderos no es alto.

Las tiendas tampoco brindan opciones de pago digital.

Es una cuenta pendiente. Hay que tomar en cuenta que muchísima gente en el país no ha sido bancarizada. La tienda está abierta a recibir estos pagos. Un problema hoy, sin embargo, es el costo de la transacción.