Reds. Quito y Guayaquil
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si 29
No 6

En Ecuador, el consumo de cemento crece a ritmo sostenido

Con cuatro empresas productoras que mantienen su porción del mercado nacional, el consumo de cemento mantiene un ritmo de crecimiento sostenido en el Ecuador. Entre el 2007 y el 2012, el movimiento fue del 7% anual. Y en el 2013, llegó a 10%, con 6,6 millones de toneladas anuales.

Esto se debe principalmente a tres factores, sostiene el gerente de la Empresa Pública Cementera del Ecuador (EPCE), Manuel Román. En primer lugar, el 'boom' de la construcción como consecuencia del crecimiento sostenido de la economía. Luego está la facilidad de acceder al crédito para la vivienda, que se ha promovido en los últimos años. Y finalmente, la significativa inversión en obras de infraestructura promovida principalmente por el sector público.

Eso ha llevado al Ecuador a ocupar el tercer lugar en mayor consumo de cemento per cápita, solo detrás de Panamá y Trinidad y Tobago, señala Román. Por eso, ha comenzado a ser deficitario en cuanto a clínker, una materia prima clave en la producción del cemento.

De los 6,6 millones de toneladas que consume el Ecuador en este producto, un 25% usa como base el clínker importado por el déficit de producción.

Es por ello que la EPCE ha entrado en el proceso de buscar un socio internacional, para aumentar la capacidad de fabricación de clínker en las plantas tanto de la Cemento Chimborazo como de Guapán, a fin de cubrir ese déficit.

Hasta el momento existen intereses de grupos españoles, peruanos, chinos y brasileños para hacer una inversión aproximada de entre USD 200 millones a 300 millones.

La ampliación de producción de clínker tomará unos tres años para concretarse, indicó Román. Hoy, los productos de la EPCE tienen una participación del 13% del mercado por lo que buscan expandirse.

En el mercado local, la multinacional Holcim es líder en este segmento. La compañía suiza tiene, en el mercado ecuatoriano, una participación del 66%, según datos del Instituto Ecuatoriano del Cemento y del Hormigón (Inecyc).

La compañía empezó en el 2013 la modernización de su planta en Guayaquil. Por eso invierte USD 300 millones en la construcción de una nueva línea para la producción de clínker, (un componente utilizado en la elaboración del cemento), con el fin de sustituir las actuales importaciones de este material.

La francesa Lafarge, en cambio, también tiene un papel protagónico. La compañía, que en diciembre cumple 10 años de operaciones en Ecuador, posee el 21% del mercado.

La empresa desarrolló dos nuevos productos en el 2011 y en el 2012: los cementos Campeón y Armaduro. Según cifras de la compañía, el año pasado los nuevos ítems representaban el 10% del total de las ventas. Otro dato importante: la compañía registró utilidades por USD 44 millones en su ejercicio 2013.

Precisamente, Holcim y Lafarge hicieron noticia a escala global la semana pasada al anunciar su fusión. Esta movida permitirá el surgimiento de un gigante de la industria con una plantilla de 130 000 empleados y con una facturación conjunta de unos USD 43 000 millones anuales. La fusión está en marcha y ahora se espera que las autoridades antimonopolio aprueben la operación.

A escala local ya se analiza la fusión de las dos empresas. El titular de la EPCE mira con inquietud esta operación de Lafarge y Holcim, porque con ello se llevarían el 87% del mercado.


Una inversión de USD 230 millones para ampliar la Cementera Nacional
Con una inversión cercana a los USD 230 millones proveniente de un socio extranjero, la Empresa Cementera Nacional (EPCE) espera incrementar su capacidad de producción de 1 600 a cerca de 3 600 toneladas de cemento al día.

La EPCE es una empresa pública que nació en noviembre del 2013, como resultado de la fusión de las empresas Cemento Chimborazo -que en su mayoría la pertenecía al Estado- y Cementos Guapán cuyo dueño era el Biess y que el Estado adquirió el 100% de sus acciones.

Luego de esta fusión se creó una tercera empresa público-privada Unión Cementera Nacional (Ucem), cuya participación accionaria le pertenece en un 94,7% al Estado. El restante 5,3% corresponde a accionistas minoritarios que tenían participación en Cementos Chimborazo, desde su creación en los años 50.

[[OBJECT]]

El gerente de la EPCE, Manuel Román, explica que en vista del incremento de la demanda de cemento en el país, en el orden del 7%, y debido a las importaciones de clínker, materia prima para el cemento, (que el año pasado llegaron a más de USD 27 millones), se decidió emprender un proyecto de ampliación de la producción en Chimborazo y Guapán.

Para ello, se llamó a un concurso a finales del año pasado a fin de captar un socio extranjero dispuesto a invertir. En el concurso fueron calificados los siguientes postulantes: dos grupos de Perú, uno de China, uno de India y Cementos Iberoamericanos de España.

La modalidad del concurso es Swiss Challenge. Es decir, que el participante mejor puntuado por su experiencia tiene la oportunidad de hacer la primera oferta. Así, el lunes pasado, el grupo Cementos Iberoamericanos presentó la primera oferta que se hará pública entre los participantes calificados el 18 de abril.

De ahí, los otros interesados tendrán hasta el 8 de mayo para presentar una oferta. Luego, el primer consorcio podrá hacer una contrapropuesta y finalmente la EPCE tomará una decisión.

Dentro del concurso, los participantes tienen que proponer una mejora de las dos plantas de Cementos Chimborazo y Guapán, y una ampliación para una de ellas que les permita mejorar en conjunto la producción de 1 600 toneladas de cemento al día, a cerca de 3 600 toneladas. Para ello tendrán un plazo de 36 meses. Se espera firmar el contrato para esta ampliación hasta junio.

El nuevo socio que haga la inversión pasará a tener la mayoría de acciones de la Ucem y por tanto tomar el control de la empresa. Román indica que las empresas públicas no tiene la restricción de que el Estado tenga más del 50% de la participación, con excepción de los sectores estratégicos, y al no ser el cemento un sector estratégico se ha optado por la opción de que el socio extranjero tenga la mayoría accionaria.

El gerente de Cementos Iberoamericanos, José Antonio Contreras, indica que dos razones les motivan a invertir. El primero es el crecimiento del consumo del cemento en el Ecuador. Y en segundo lugar, el tener como socio al Estado para enfrentar a los grandes competidores: Holcim y Lafarge, fusionados.

Cifra. 1 600 toneladas produce al día la EPCE


La firma francesa tiene 21% del mercado
Este año, la empresa cementera Lafarge cumple 10 años de operaciones en el Ecuador. En diciembre del 2004, la firma francesa compró Cementos Selva Alegre, lo que dio paso a un nuevo competidor en el mercado local.

Al revisar las cifras, se observa que Lafarge alcanzó el año pasado el 21% del mercado nacional; sus ventas en el 2011 fueron por USD 160 millones y por USD 165 millones al año siguiente.

LÍDERES intentó hablar con un vocero de la compañía, sin obtener respuesta. Sin embargo, en el segmento sobre Hechos Relevantes, en el sitio web de la Bolsa de Valores de Quito, se informa que Lafarge obtuvo, en el ejercicio del 2013, utilidades por USD 44,4 millones.

En Ecuador, la planta de la compañía cementera se encuentra en el sector de Selva Alegre, en Imbabura. La producción en el 2012 superó las 1 300 000 toneladas y la nómina estuvo integrada por 303 colaboradores.

[[OBJECT]]

Entre las estrategias más recientes para conquistar nuevo mercado, la empresa desarrolló dos nuevos productos en el 2011 y en el 2012: los cementos Campeón y Armaduro. Según cifras de la compañía, el año pasado los nuevos ítems representaban el 10% del total de las ventas. Para el 2018, la meta es llegar al 28% del total de ingresos.

Un informe de la compañía asegura que la innovación es uno de los ejes principales. También se menciona, entre los objetivos, mejorar el rendimiento. En la actualidad, la planta ubicada en Selva Alegre tiene una capacidad de producción de 1 600 000 toneladas de cemento.

A escala global, en el 2013 la compañía vendió 137 millones de toneladas de cemento y facturó USD 20 600 millones. Es considerada una de las gigantes del sector, lo que se confirma al conocerse que opera en 64 países, suma más de 64 000 empleados y 708 canteras.

En América Latina, Lafarge registró el año anterior ventas por 961 millones de euros (USD 1 335 millones), de acuerdo a la información de su sitio web.


Una compañía con 92 años en el mercado ecuatoriano
La cementera Holcim tiene 92 años en el mercado ecuatoriano. Esta firma, que ha pasado por cambios de nombre y fusiones, tiene el 66% del mercado nacional. Según su reporte financiero publicado en su sitio web, en el 2013, el valor de las ventas netas de los productos fabricados por la compañía, ascendió a alrededor de USD 517 millones. Y registró utilidades por USD 186 millones.

Por políticas internacionales y de comunicación corporativa, ningún funcionario en el país está autorizado a hablar con la prensa. Sin embargo, vía correo electrónico se dio a conocer que Holcim está construyendo una nueva línea de horno en la planta cementera Guayaquil (norte). Esta inversión, que tiene previsto concluir en el 2015, no se verá afectada por la reciente fusión con Lafarge, según indicó el equipo de prensa desde la sede matriz en Suiza.

"En abril del 2013 se firmó un contrato de inversión entre el Estado ecuatoriano y Holcim Ecuador por USD 300 millones; a la fecha, uno de los más altos de su naturaleza dentro del sector privado industrial", reza el reporte financiero presentado en enero de este año.

El mismo documento destaca que las ventas de hormigón en el 2013 mostraron una leve reducción con respecto al 2012, alcanzando un volumen de ventas de 1,78 millones de metros cúbicos.

[[OBJECT]]

En diciembre del 2013 también se implementó una nueva línea de empacado y paletizado en la Planta Guayaquil para mejorar los niveles de servicio a los clientes de cemento ensacado.

El año anterior se despacharon 4,2 millones de toneladas de cemento. Es decir, duplicó su producción en nueve años, pues en 1995 su capacidad era de 2,3 millones de toneladas anuales. En 1942 produjo 20 toneladas.

La ahora Holcim llegó al país en 1922 cuando Guayaquil era una ciudad de unos 100 000 habitantes, sin embargo su fundador estaba convencido de que Guayaquil sería una ciudad de edificios de hormigón armado.

Un año después, en 1923, se construyó la primera planta de cemento Portland, luego la planta cambió de nombre a San Eduardo; y en 1948, la firma pasó a llamarse La Cemento Nacional. Desde el 2004 se llama Holcim Ecuador.


La industria cementera mundial registró dos nuevos movimientos
Las dos mayores cementeras del mundo, la francesa Lafarge y la suiza Holcim, anunciaron su fusión.

Este movimiento creará un gigante con una plantilla de 130 000 empleados y con una facturación conjunta de USD 43 000 millones anuales, todo esto a condición de que las autoridades antimonopolio aprueben la operación. "Este proyecto de fusión es una oportunidad única en la historia de una empresa", afirmó el presidente de Holcim, Rolf Soiron.

La operación todavía tiene que ser aprobada por las autoridades de la competencia y ambas compañías se comprometieron a ceder acciones equivalentes a un 10 o 15% del resultado bruto de explotación del nuevo grupo, "para anticipar las demandas de las autoridades".

[[OBJECT]]

En América Latina, Holcim cuenta con 26 plantas de cemento y unos 12 600 empleados en total, mientras que Lafarge tiene 13 sitios y 2 600 efectivos.

El segundo movimiento lo protagonizó la colombiana Cementos Argos, que compró a la multinacional gala Lafarge activos cementeros en la Guayana Francesa por USD 69 millones, y consolida su presencia en la región del Caribe.

La adquisición del 100% de Ciments Guyanais, que pertenece a Lafarge y a la suiza Holcim por partes iguales, incluye una molienda de "clínker", principal componente del cemento tipo Portland, y un puerto, explicó Argos en un comunicado. Según Cementos Argos, esta operación la convierte en productora líder de la Guayana Francesa.