La separación de los residuos por tipo de desecho es una de las medidas que cumple la empresa. Foto: Vicente Costales / LÍDERES

La separación de los residuos por tipo de desecho es una de las medidas que cumple la empresa. Foto: Vicente Costales / LÍDERES

Cristina Marquez
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si 2
No 1

RuizSeñor apuesta por frutos encurtidos

31 de octubre de 2017 15:27

Merwin Ruiz, un profesor de matemáticas apasionado por la cocina, creó las golosinas perfectas. Grosellas y mangos encurtidos con una mezcla que concentra su sabor, tienen una alta demanda entre los jóvenes universitarios y adultos.

Las frutas, que tradicionalmente se venden en las calles acompañadas con un poco de sal, tienen un sabor distinto cuando se adoban con la receta que Ruiz aprendió en la casa de sus suegros: son más ácidas. Él las comercializa en vasos de siete onzas y las entrega a domicilio en Riobamba.

Pero el producto estrella es el ají encurtido con vegetales y frutas exóticas. La mezcla es ideal para acompañar con embutidos, quesos madurados. De hecho, la receta del ají manabita que preparaba su suegra Beatriz Muñoz lo impulsó a crear la microempresa que factura USD 700 al mes.

Él se aficionó por el ají encurtido hace cinco años, y en cuanto aprendió a prepararlo empezó a experimentar con nuevos sabores. “Cuando aprendí a hacerlo compartía mis preparaciones con amigos y familia”, recuerda Ruiz.

En cuestión de meses, la preparación se volvió popular. En un inicio la preparación solo incluía ají y vegetales, Ruiz solo preparaba unos cuantos frascos para comercializar bajo pedido.

Hoy se cuentan seis variedades de ají. Algunas combinan frutas como tamarindo, mango, maracuyá, aceitunas y grosellas maceradas con vegetales. “Estamos impactados con la acogida de nuestros productos. A los jóvenes les encanta, y en ocasiones llegamos a entregar hasta 70 vasos de frutas en un solo día, y los adultos prefieren el ají”, cuenta Ruiz, de 36 años.

Su empresa surgió a raíz de la necesidad económica por la que atravesaba su familia. Su contrato como profesor universitario no fue renovado y se quedó desempleado, sin embargo, ese mismo día decidió convertirse en su propio jefe.

En un inicio promocionó sus productos a través de las redes sociales, hoy también es parte de la feria de productos artesanales del Ministerio de Agricultura y Ganadería. Sin embargo, la mayor cantidad de pedidos se receptan a través de su cuenta de Facebook Merwin Ruiz Señor.