placeholder
Henry Kronfle. Foto: El Comercio

Henry Kronfle dejó la presidencia del Comité Empresarial Ecuatoriano el lunes 30 de noviembre del 2015. Foto: El Comercio

Evelyn Tapia
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si 2
No 1

Henry Kronfle: 'Hay que hacer un esfuerzo conjunto para llegar a acuerdos'

1 de diciembre de 2015 18:27

Luego de tres años frente a la presidencia del Comité Empresarial Ecuatoriano (CEE), el empresario guayaquileño Henry Kronfle dejó el cargo este 30 de noviembre del 2015.

El 2016 se vislumbra como un año difícil para la economía del país, pero el empresario considera que la implementación del modelo de alianza público-privada, que desde el 2010 él impulsó, será una herramienta útil para hacer frente a las dificultades.

El gremio empresarial fue el promotor de la propuesta de Alianzas Público-Privadas, incluso antes de la coyuntura económica actual. ¿Cómo evalúa los resultados a los esfuerzos que han hecho los empresarios para que este tipo de modelos se ejecuten en el país?

Es sumamente importante lo que se ha logrado. Las alianzas público privadas son algo en lo que siempre he creído. De hecho, recuerdo que lo presenté en el 2010 en el Foro Mundial de Negocios. Soy un fiel creyente de que las alianzas son el único mecanismo para sacar adelante a un país de la pobreza y violencia.

Ahora es importante hacer un esfuerzo para que el reglamento (de la Ley de Asociaciones Público-Privadas que está en la Asamblea) se dicte de manera que haga más efectiva la ley frente a los lineamientos generales que contempla el proyecto. Tendrá muchos incentivos para el sector empresarial internacional de grandes capitales, a nivel de inversiones de Gobierno central y de portafolio de sectores estratégicos; también le brinda una oportunidad muy grande a los GADS, con empresarios nacionales, en donde la envergadura de proyectos no demanda de tantos millones, ahí también hay una gran oportunidad de hacer múltiples desarrollos en todas las provincias del país.

El Gobierno este año ha reiterado en sus discursos la necesidad de incentivar la inversión en el sector privado en un año difícil para la economía del país. Pero por otro lado, se acentúan los retrasos en pagos a los contratistas que trabajan con el Gobierno. ¿Hay confianza por parte del sector privado para invertir teniendo este mensaje?

Hay preocupación por supuesto, pero hablar de confianza son términos mucho más profundos. Creo que hay preocupación por lo que está pasando, por el entorno económico. Pero creo que la señal de invitarnos a una reunión con la alta plana productiva del Gobierno encabezada por el vicepresidente Glas, en donde estuvieron todos los ministerio que están bajo el Ministerio de Industrias y Productividad (se refiere al evento Ecuador, república de oportunidades realizado el pasado 26 de noviembre), en donde se nos dijo: ‘le extendemos la mano al sector empresarial para trabajar juntos’, es una señal fuerte para lograr frente a esta nueva administración del Mipro una mayor fluidez y poder aterrizar los proyectos represados, en los que tanto interés tiene el Gobierno como el sector empresarial.

Creo además que cualquier dificultad no se debe presentar a nivel internacional. No podemos, por disentir en algunas cosas, proyectar una mala imagen del país.

La labor de Nathalie Cely frente al Ministerio Coordinador de la Producción fue evaluada como positiva por el gremio empresarial. Ahora que se espera afianzar el modelo Público –Privado, ¿considera que con el nuevo ministro Vinicio Alvarado, podrán seguir trabajando en la misma línea que con Cely?

Claro que sí. Vemos en el ministro Alvarado una figura con la que podemos trabajar. Vale la pena rescatar los logros de Nathalie Cely, ella fue gestora del Código Orgánico de Producción Comercio e Inversiones (Copci), que tiene más cosas positivas que otras cosas que deben arreglarse aún. Además, fue la gestora que aterrizó la Ley de Alianzas Público Privadas. Creo que sabiendo que ambas cosas eran necesarias en el país, hay que hacer un esfuerzo para llegar a acuerdos con las diferencias que tengamos.

Hago énfasis en la tranquilidad que representa la presencia de Santiago León como viceministro, sabiendo que ya fue Ministro coordinador. Aplaudo que acepte un viceministerio, eso demuestra su calidad y afán de servir, y su equipo técnico con Rubén Morán ya lo conocemos muy bien.

Ya que menciona la importancia del Copci, ¿cómo evaluaría sus resultados hasta ahora luego de casi tres años?

Del total de empresas establecidas como nuevas, que podían acceder a los beneficios de empresas nuevas que se habían dado y a otras ya constituidas, que están en el Copci, solo el 7% usaron la herramienta, ahí hacemos un mea culpa.

¿Por qué un mea culpa? ¿Cuál fue el error?

Estamos investigando, no se puede culpar solo al Gobierno. Pudo ser por tramitología, procesos engorrosos, falta de aplicación de estas políticas a nuevas empresas, pero quizá a nosotros también nos faltó dar a conocer a las empresas que representamos el poder que genera sobre las nuevas inversiones este tipo de herramientas.

En su momento, los gremios también criticaron que se aprobara este Código sin tomar en cuenta algunas de sus sugerencias, ¿también podría decirse que ese ha sido uno de los problemas?

Por supuesto, todo eso afectó pero no es la única variable. El Copci no es perfecto, pero es bastante bueno. Creo que dentro de lo bueno que se tiene es sorprendente la mínima cantidad de empresas que están haciendo uso de esa herramienta.

Se termina el 2015, un año en el que el Gobierno y empresarios atravesaron una fuerte tensión por los proyectos de Ley de Plusvalía y Herencias, ¿En qué medida se resquebrajó la relación de empresarios y Gobierno?

No se puede decir que la relación se resquebrajó, se generó una confrontación publica privada, y al decir “privada” no me refiero solo a los empresarios, hablo del sector en su conjunto, porque la protesta se evidenció en las calles, eran indígenas, gente sin empleo, era la sociedad civil, pero ya es un escenario superado.

¿Es decir que no les preocupa ya que el Gobierno pudiera volverlas a presentar?

Espero que estas propuestas no sean revividas, para no volver a generar un caos social, porque cuando hicimos nuestras observaciones, hicimos hincapié en el caos social que podía generar violencia y afectación en materia económica al país. Estando en una situación de recesión, lo que tenemos que evitar es la confrontación para salir adelante como todo un país. Por eso esperamos que duerman el sueño eterno estos proyectos.