Redacción Quito
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si 1
No 0

Lo artesanal es lo preferido del negocio

Para que productos innovadores o diferentes sean aceptados por los mercados debe transcurrir cierto tiempo. Productos vanguardistas de diseñadores no se los puede conseguir en cualquier tienda de un centro comercial. Estas creaciones, denominadas 'alternativas', tienen su nicho definido: adolescentes y jóvenes que prefieren lo artesanal y personalizado, lo que no se fabrica en serie.

Bisutería con productos reciclados, agendas con pastas de tela, camisetas con diseños urbanos, bolsos de cuero cocidos a mano, y más, son algunas de las opciones que el cliente puede encontrar en los denominados bazares de diseño.

Edwin Troya, director de la carrera de Diseño Gráfico e Industrial de la Universidad de las Américas (UDLA), asegura que esta tendencia tiene al menos unos 10 años en el país. El catedrático sostiene que una de las ventajas de este tipo de carreras es que incentiva la creación de sus propios productos e impulsa a los profesionales a ser emprendedores.

Troya cuenta casos de sus estudiantes: unos han incursionado en la industria del mueble, otros manufacturan exhibidores en plástico y acrílico, y otro grupo se dedica a la elaboración de joyas y más.

Otro de los factores que contribuye al desarrollo de este mercado es que en el país existe una diversidad de materias primas, como totora, piedras, madera, tela, entre otros, que facilita la manufacturación de los productos, añade Troya.

Uno de estos casos es la tienda So Accesorios, ubicada en el norte de Quito. Sofía Silva, quien estudió Producción de Dibujos Animados, y Elsa Cifuentes, diseñadora industrial, son sus propietarias.

El local se abrió hace un año en el garaje de la abuela de Silva. Ahora, ese lugar luce lleno de bisutería de colores; logos de la cultura pop y caricaturas conforman el concepto de sus creaciones.

Silva señala que estas tiendas permiten difundir las iniciativas de diferentes diseñadores. Por ejemplo, So Accesorios no solo comercializa los productos de sus dos socias, sino que también vende artículos de otros emprendedores.

Actualmente, So Accesorios factura al mes cerca de USD 700 mensuales.

Otro de los locales conocidos en Quito es Messklan. Verónica Ibarra, una de las socias del almacén, señala que en mayo del 2011 cinco jóvenes decidieron crear una tienda decorada con materiales reciclados, con parqueadero para bicicletas y "productos inusuales".

Aunque no existen datos oficiales de cuántas tiendas de este tipo existen en el país, Ibarra calcula que en Quito se ubican alrededor de cinco almacenes de este tipo, y en Guayaquil, unos dos.

Fernanda Torres, propietaria de Sansaru de Guayaquil, añade que estas tiendas surgen en el país con el impulso de la campaña gubernamental 'Mucho Mejor si es hecho en Ecuador'.

Ella afirma que esta tendencia de bazares proviene en gran parte desde Argentina. Diseñadores que estudiaron en ese país trajeron ese modelo de negocio. Sansaru se creó hace un mes con una inversión de unos USD 5 000.