Lilia Arias (I) 
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si 1
No 0

En el mercado de EE.UU. se aprecia su marca de café

Su aroma, sabor, textura y color agradan al paladar. Se lo puede degustar solo o acompañado. Estas son algunas de las cualidad del café que se cultiva en el barrio La Papaya, del cantón lojano de Saraguro. Desde este punto se produce el café con la marca San Lorenzo.

Los hermanos Juan Francisco y Patricio Peña, de origen azuayo, son los emprendedores en la siembra y proceso de café lavado con calidad de exportación de esta zona. El primer lote de 180 quintales, producido entre diciembre del 2013 y diciembre del 2014, fue exportado hasta Estados Unidos, particularmente a Minneapolis.

Además, cuentan con el producto procesado, molido y empacado en bolsas herméticas, para venderlos en tiendas, tanto de la provincia de Loja como en Azuay.

Patricio Peña explica que el costo de café oro, que es despulpado y lavado y que ellos exportan, está entre USD 450 y 500 el quintal. Mientras que la libra del café molido y empacado bordea los USD 3, y se lo comercializa en Ecuador.

El proyecto surgió hace cuatro años y las ventas se cristalizaron en diciembre del 2013. Sin embargo, la proyección es contar con entre 7 y 10 hectáreas en producción de forma anual. Actualmente, el café de marca San Lorenzo busca otros mercados nacionales e internacionales. Este año, dicen sus promotores, tienen pedidos desde Dinamarca (Países Bajos) y de allí se extenderá hasta la Unión Europea, como producto procesado.

Juan Francisco Peña es ingeniero agrónomo y aplica sus conocimientos para producir el café sin sombra y con fertirrigación. Este último proceso permite regar a las plantas por goteo con sustancias nutritivas, para evitar que enfermen con plagas y por ello disminuya la producción.

Esto los diferencia de otros cafés de altura de la provincias de Loja y Zamora Chinchipe, que se siembran bajo la sombra de arbustos o árboles frutales. Las variedades en producción son las: Tipyca Mejorada y el Caturra. Mientras que las variedades Pakas, San Antonio y Bourbor están en crecimiento, y se calcula que estén produciendo desde marzo. Los cuidados de las plantas son minuciosos, para que no sean afectados por plagas que puedan perjudicar la producción.

En la Hacienda La Papaya, ubicada a 20 minutos del centro poblado de Saraguro, se puede observar el proceso de siembra, cosecha, poscosecha y envasado del producto. Además, en ese lugar se ofrece hospedaje y los turistas recorren una especie de ‘museo del café’, en donde también se pueden aprovechar incluso las muestras para catar.

Para Samuel Ortega, profesional de la Gastronomía Gourmet en Saraguro, el café San Lorenzo es un producto para ser aprovechado para postres y la preparación de cafés expresos. Por ello, en su restaurante Shamuico ofrece una variedad de productos derivados del café, que los prepara con la marca San Lorenzo.

Pero el proyecto también está enfocado para la comunidad, porque 15 agricultores de la zona suministrarán el grano, hasta mediados de este año, para cumplir con la demanda internacional.

Para tener un buen producto, han asesorado a los campesinos para que el café que produzcan alcance la calidad de exportación, explica Vicente Regalado, administrador de la hacienda La Papaya. Un promedio de ocho personas labora permanentemente, mientras que para la cosecha se contrata personal eventual durante los días de trabajo.