placeholder
La top model ha acumulado, desde 2001, aproximadamente USD 310 millones gracias a su carrera. Casi el doble que la del futbolista portugués Cristiano Ronaldo.

La top model ha acumulado, desde 2001, aproximadamente USD 310 millones gracias a su carrera. Foto: Archivo El Comercio

La modelo mejor pagada del mundo abandona las pasarelas

18 de March de 2015 12:47

Gisele Bündchen dejó los estudios a sus 14 años. Ahora, con 34, se jacta de ser la modelo mejor pagada del mundo: USD 148 000 diarios, de acuerdo a la revista Vogue, durante ocho años consecutivos. Pero, a pesar de la buena fortuna en el mundo de las pasarelas, decidió abandonarlas.

Luego de casi dos décadas, el próximo 20 de abril desfilará por última vez. Lo hará en la Semana de la moda de São Paulo, Brasil, durante la presentación de la más reciente colección de Colcci, una de las marcas más importantes en su carrera, con la cual realizó múltiples campañas.

Su paso por las pasarelas le permitió sumar, en 2014, USD 37 millones. Con ello ostentó, por octava ocasión, el título de la mejor pagada. Por debajo de ella está Doutzen Kroes, modelo holandesa que facturó poco más seis millones. La comparación la publica Elpais.com, en el artículo ‘Gisele Bündchen dice adiós a las pasarelas’.

La brasilera decidió reducir su salario a costa de pasar más tiempo con sus dos hijos, Benjamín y Vivian Lake Brady, fruto de su matrimonio con Tom Brady, jugador de fútbol americano de los New England Patriots.

Bündchen también es de esas mujeres que gana más que su marido. Sus cuentan superan las de él por USD 12 millones. En ese contexto, Forbes incluye a la pareja en el top 3 de las más influyentes.

Su despedida de las pasarelas no es sinónimo de abandono absoluto al mundo de la moda. Gisele Bündchen se mantendrá como el rostro oficial de marcas al estilo Pantene y Oral B.
Economiadigital.es subraya que la top model ha acumulado, desde 2001, aproximadamente USD 310 millones gracias a su carrera. Casi el doble que la del futbolista portugués Cristiano Ronaldo.

Al respecto, ella ha afirmado que “Gano bastante, pero no tanto como dicen. Por aparecer en esa lista (la de las mejores pagadas) he pasado distintas auditorías y, sinceramente, no me importa que mi nombre aparezca o no aparezca en ese ranking”.

Los números provienen de las campañas publicitarias que realiza para grandes firmas, su línea de lencería y negocios relacionados con la cosmética natural en los que también interviene.

Una de sus mayores inversiones es la mansión que posee en California, de dos mil metros cuadrados, dotada de una fosa de estilo medieval. Cuenta con ocho habitaciones, una piscina con spa, ascensor, gimnasio, bodega propia y garaje con espacio para seis vehículos. Además, sus hijos tienen un parque interior para no tener que salir del entorno.

La carrera profesional de la brasilera fuera de su país empezó en 1996, en Nueva York, a donde llegó sin hablar inglés. Se consolidó en 1998, en el principal circuito de la moda: París-Milán-Nueva York. En 1999 ganó el premio VH1/Vogue como la mejor modelo del año.