El taller de Vargas se ubica en Guayaquil. Lanza colecciones cada 40 días. Foto: Mario Faustos/ LÍDERES

El taller de Vargas se ubica en Guayaquil. Lanza colecciones cada 40 días. Foto: Mario Faustos/ LÍDERES

REDACCIÓN GUAYAQUIL  (I)
redaccion@revistalideres.ec
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si 7
No 0

En su taller nacen alianzas vinculadas al mundo de la moda

23 de julio de 2018 11:05

Alexa Vargas ha estado ligada al mundo de la confección desde pequeña. Su abuelo, Luis Enrique Zhune, de 80 años, fue uno de los pioneros en la venta de jeans en Guayaquil.

En principio, fueron la comunicación social y la danza las careras que le atrajeron. Por una situación casi fortuita comenzó a desenvolverse en la empresa familiar.

Luego de pasar nueve años como relacionadora pública, trabajando en eventos de moda y diseño como Ecuador Fashion Week, su hermano la llamó para colaborar en el negocio de ropa por catálogo que había creado.

Comenzó en el área de administración, hasta que en 2016 vio la oportunidad de tener su propio taller. Ahora exhibe, orgullosa, su marca Salsa by Ker’s.

“Para mí fue común desde pequeña estar rodeada de telas, botones, máquinas. Me tocaba cortar hilachas, empacar. Era un negocio pequeño que iba creciendo”, recuerda Vargas. Luego, cuando decidió dedicarse a ello, vio también la oportunidad de ayudar a sus progenitores.

El estilo de la marca sigue una línea urbana. Vargas busca crear diseños casuales y dinámicos para la mujer ecuatoriana de hoy.

Ella lanza una colección cada 40 días, pues le toma cerca de un mes confeccionar todas las piezas. Asegura que se enfoca más en la variedad de diseños que en el número de unidades, pues le interesa que las mujeres luzcan prendas exclusivas.

Antes de iniciar profesionalmente en el mundo de la moda, quiso estudiar el negocio. Así que ingresó al Instituto Superior de Moda Chio Lecca Fashion School.

“Era lo que necesitaba. Con estos conocimientos pude tomar decisiones”, dice.

La más reciente colección la tituló 'Al ritmo de tu vida' y la presentó en el Miss World Ecuador, que se realizó el pasado 20 de junio.

Recuerda que no tenía el presupuesto para costear el evento; sin embargo, eso no la amilanó.

Llamó a emprendedores conocidos en áreas como gastronomía, coctelería, calzado y organización de eventos para formar una alianza. Fue una jugada ganar-ganar.

“Si quieres iniciar un negocio, no necesariamente tienes que hacerlo solo; puedes buscar la mano de otro que también necesita apoyo y sacar algo adelante”, señala.

Vargas bautizó ese día como la primera edición de Emprende-Mente, actividad que le gustaría repetir cada año para que funcione como plataforma para emprendedores en la ciudad. “Las oportunidades están ahí para todos, solo que nosotros debemos arriesgarnos para tomarlas”.

Salsa by Ker’s es, además, una marca que busca ser asequible para la mujer. “Para aquella que necesita vestirse y verse bien en todas las ocasiones y no tiene un presupuesto elevado, yo puedo cubrir esa necesidad, porque como madre tampoco me puedo dar el lujo de gastar un dineral en ropa”, afirma. Por ello, el costo de las piezas oscila entre USD 10 y 30. Se pueden ver en Instagram y Facebook.

Ana María Luzuriaga es cliente de la marca. Ha adquirido unas cinco piezas, en su mayoría blusas. Lo que más le gusta es la calidad y el acabado. “Si deseas agregar algún detalle a un modelo, te da la facilidad de hacerlo”, cuenta.

Además, Vargas busca un sentido social. Los retazos los utiliza para crear blusas para niñas, que dona a través de un convenio a la Fundación Reina de Guayaquil.